Saltar al contenido

¿Qué son los espacios compartidos en N26?

La banca online N26, creada hace tan solo cinco años por dos jóvenes austriacos en Berlín, conquista cada día a más personas en cada lugar al que se expande.

Su forma de simplificar los eternos trámites a los que nos han acostumbrado casi todos los bancos a la hora de crear una cuenta y de manejar el dinero que hay en ella, es de agradecer por parte de muchas personas. También que todos los gastos en el uso de la cuenta se hayan reducido al máximo, y se pueda sacar y traspasar dinero estemos donde estemos, sin tener que pensar en lo que perdemos con estas operaciones.

Todo esto se junta, además, con la posibilidad de que todo sea online, y podamos gracias a su app gestionarlo todo.

⭐⭐⭐⭐⭐

  • La Mejor Tarjeta para Viajar
  • Retiradas gratis en el extranjero
  • Aplicación móvil excelente que te ayuda a ahorrar
  • Totalmente Gratis, Online y Sin Comisiones

Gestiones que se pueden realizar en la app de N26

N26 no tiene lugares físicos a los que acudir para ningún tipo de movimiento, lo que quiere decir que de forma electrónica a través de su aplicación, es como se realizan la totalidad de las gestiones. Algunas de las cuáles son:

  • Hacer cualquier compra de forma online
  • Realizar transferencias dentro y fuera de España
  • Dividir y organizar los gastos en áreas distintas para entender mejor la cantidad de dinero de cada uno de ellas
  • Realizar espacios como subcuentas en las que depositar un dinero específico y guardarlo para la ocasión
  • Calcular la diferencia de divisas de una enorme cantidad de países
  • Compartir gastos con otras personas y etcétera

Los espacios o subcuentas de N26

Los espacios en la app de N26 es un pequeño apartado en el que se puede diseccionar todo el dinero que tengas guardado en tu cuenta bancaria. Las divisiones son absolutamente personales, se pueden llamar como a nosotros nos parezca, y una vez creadas, guardan el dinero convenido para la ocasión que hayamos concretado.

Otra característica de los espacios de N26 es que no tienen por qué ser decididos a cada momento, sino que se pueden programar. Por poner un ejemplo sencillo, es posible que programes que cada mes un dinero vaya guardado para pagar tu alquiler, o para la compra de la comida para casa.

De esta forma, cuando llegue tu nómina a la cuenta, la propia aplicación seleccionará el dinero y lo guardará. También se puede programar la posibilidad de que la app guarde el dinero convenido, y lo mande por transferencia a la persona que sea.

En cada espacio o subcuenta también podemos, además de meter dinero, fijar objetivos. Si es el espacio que has destinado para los ahorros del viaje de las próximas vacaciones, puedes señalar que te gustaría llegar a los 1000€, por decir algo. La app te irá avisando de cuánto te queda para llegar a tu objetivo, algo bastante motivador.

¿Y si queremos compartir espacio?

Llegamos a una de las peculiaridades más valoradas por los clientes de N26: los espacios compartidos de la cuenta bancaria.

Una vez un usuario de N26 haya creado un espacio para guardar una cantidad de dinero determinada, tiene la opción de compartir dicho espacio con las personas que desee, siempre que estas, lógicamente, tengan también una cuenta en N26.

La persona que haga común a otras el espacio que ha creado debe de ser obligatoriamente usuaria de una de las dos cuentas premium que tiene N26. Las otras personas que han sido invitadas al espacio compartido, adquieren inmediatamente la posibilidad de gestionar el dinero que hay allí guardado, por lo que mi recomendación es que solamente plantees esto con gente de mucha confianza.

A partir de aquí todas las personas que son miembros de ese espacio compartido, son algo así como titulares de esa subcuenta. Pueden añadir la cantidad que vayan queriendo (también de forma programada si lo desean, como por ejemplo cada mes para ir generando el ahorro común) y también sacar lo que quieran para gastarlo en algo con el objetivo que se ha creado.

Diferencias reales entre el espacio compartido y una cuenta tradicional con dos titulares

⭐⭐⭐⭐⭐

  • La Mejor Tarjeta para Viajar
  • Retiradas gratis en el extranjero
  • Aplicación móvil excelente que te ayuda a ahorrar
  • Totalmente Gratis, Online y Sin Comisiones

Cuando dos personas deciden abrir una cuenta común en una entidad bancaria tradicional deben de hacerlo de forma conjunta desde el comienzo. Es decir, ir a crearla juntos, aportar los datos necesarios por igual y esperar de forma conjunta a que sea creada.

En el caso de los espacios compartidos, la creación del espacio y la decisión de quien forme parte de él corresponde exclusivamente a la persona que lo ha creado y que es poseedor de una cuenta Premium.

Por otro lado, el creador de la subcuenta compartida es el único dueño legal del dinero que hay en ella, aunque confiere lo que se conoce como poder especial a las personas con las que comparte el espacio para poder gestionar el dinero que allí hay. Esto no es así en la cuenta común de dos titulares, en la que ambos son propietarios y responsables en el mismo porcentaje del dinero de la cuenta.

Por último, otra gran diferencia entre ambas modalidades es que en las cuentas tradicionales comunes solamente hay cabida para dos titulares. Mientras tanto, en los espacios compartidos de N26 puede haber hasta diez personas en una misma subcuenta, lo que lo hace más atractivo si la idea de crear la cuenta es para un plan de grupo: un viaje o un proyecto laboral, por ejemplo.

En conclusión: ventajas y desventajas de los espacios compartidos de N26

Como todo, que los espacios compartidos de N26 sean mejores o peores que crear una cuenta común con dos titulares en otro banco, dependerá del motivo por el que lo necesites:

  • Los espacios compartidos son algo más fácil de crear, para planes más espontáneos y que necesiten de poca complejidad a la hora de introducir dinero, sacarlo, meter más personas o eliminarlas. En cambio hacer una cuenta común es algo más complicado de hacer, y los movimientos a realizar en ella no son tan rápidos.
  • Para contrarrestar, los espacios compartidos de N26 quitan una parte importante de independencia a las personas que no son las creadoras de la subcuenta: ellas no deciden cuando ni cómo se crea, ni con qué cantidad se inicia el espacio, y además no son las dueñas legales del dinero que vayan depositando.
  • Otra cosa muy buena es que los espacios compartidos pueden ser muchos, todos ellos organizados en la misma cuenta y manejados por la misma app. Pero si hacemos cuentas comunes con varias personas o para distintos planes, se nos acumulan muchas más tarjetas y cuentas bancarias con distintas aplicaciones.
  • La última consecuencia negativa de los espacios compartidos de N26 es que para crearlos hay que tener obligatoriamente una cuenta premium, es decir, cuestan dinero. En el caso de las cuentas comunes en otros bancos, las hay que son completamente gratuitas.

Mi consejo es que analices cuál es la razón por la cuál quieres crear una cuenta común con otra persona o personas, y en base a las características de tu plan concreto, elijas una de las dos opciones.

⭐⭐⭐⭐⭐

  • La Mejor Tarjeta para Viajar
  • Retiradas gratis en el extranjero
  • Aplicación móvil excelente que te ayuda a ahorrar
  • Totalmente Gratis, Online y Sin Comisiones

¿De cuánta utilidad te ha parecido este contenido?

¡Haz clic en una estrella para puntuar!

Promedio de puntuación 0 / 5. Recuento de votos: 0

Hasta ahora, ¡no hay votos!. Sé el primero en puntuar este contenido.

¡Siento que este contenido no te haya sido útil!

¡Déjame mejorar este contenido!

Dime, ¿cómo puedo mejorar este contenido?