Saltar al contenido

‘La casa de papel’ y el problema del dinero

La Casa de Papel Dinero

‘La casa de papel’ se ha convertido en una de las series de más éxito en Netflix. Viniendo de una serie española, es un hito que nunca se había conseguido, haciendo de su estreno el más visto de la historia de nuestro país. Pero la serie ha traspasado fronteras, llegando a ser número uno en países como Francia o EEUU. Y es que la historia que nos cuenta es un lugar común para todos los países del mundo, el caso del dinero Fiat.  

En la serie hay una escena en la que el protagonista,  ‘el profesor’ responde a las dudas éticas que Raquel (Lisboa en ‘La casa de papel’), una inspectora de la policía, le plantea acerca del robo que está cometiendo en la Fábrica Nacional de Moneda.  

‘El profesor’: Te han enseñado a verlo todo en concepto de buenos y malos…Pero lo que estamos haciendo nosotros , si lo hacen otros te parece bien. En el año 2011, el Banco Central Europeo creó de la nada 171.000 millones de euros. De la nada… “¿Sabes adónde fue a parar ese dinero? …A los Bancos. Directamente de la fábrica fue a los más ricos. ¿Y dijo alguien que el banco Central Europeo fuera un ladrón? …Inyección de liquidez, lo llamaron…Y lo sacaron de la nada”.

Después, ‘el profesor’ sigue argumentándole a la inspectora de policía como durante los años posteriores, el Banco Central Europeo continuó imprimiendo dinero, hasta que coge un billete de 50€ y lo rompe delante de ella:  

‘El profesor’: “¿Qué es esto? Esto no es nada. Esto es papel…Yo estoy haciendo una inyección de liquidez, pero no en los bancos, sino en la economía real de este grupo de desgraciados que es lo que somos… “ 

Probablemente la lección sobre economía más simple y efectiva de la historia. En unos pocos segundos vemos el dinero como lo que es, papel moneda, es decir, poco más que papel impreso con tinta, con un valor muy escaso, o casi 0. Probablemente muchas personas no habían parado a pensar en el auténtico valor del dinero que utilizamos a diario, y es que los euros, los dólares no son más que papeles pintados de colores, sin ningún valor intrínseco más allá del valor del papel sobre el que están pintados.  

Siendo el dinero poco más que papel: ¿cuál es el coste del robo de este grupo liderado por ‘el profesor’? Probablemente unas pocos cientos de euros de papel y tinta, pues su valor no es mucho más que ese.  

Esto nos plantea muchas preguntas, pero la principal, que quizás nunca nos habíamos planteado es: ¿Qué es el dinero?, ¿es tan solo un papel?  

Inyecciones de liquidez y robos 

‘El profesor’, el cerebro de una banda de ladrones con nombres en clave de grandes ciudades, planea apoderarse de la Real Casa de la Moneda de España e imprimir miles de millones de euros para poder llevar a cabo un atraco con éxito sin robar dinero a personas reales.

Esto hace que el crimen parezca casi loable, porque se le percibe como una especie de Robin Hood 2.0 anónimo. Después de un intento casi exitoso, los ladrones vuelven unos años más tarde con la mira puesta en el Banco de España, con el objetivo de robar las 90 toneladas de lingotes de oro que se encuentran en sus bóvedas. 

A ojos de ‘el profesor’, cuando el Banco Central Europeo imprimió las ingentes cantidades de dinero de la nada, cientos de miles de millones de euros fueron entregados a los bancos, que luego no los trasladaron a la economía real en forma de préstamos personales o empresariales. ‘El profesor’ y su banda de ladrones (Tokio, Berlín, etc.) quieren inyectar el dinero que roban directamente en la economía real. Para ello, deciden imprimir ellos directamente el dinero.  

Su argumento es en gran medida cierto. Aparte del hecho de que el BCE no ha hecho funcionar la imprenta por sí mismo, sino que en gran medida son los bancos comerciales quienes en última instancia “crean” el dinero de forma electrónica, ‘el profesor’ no está desencaminado.  

Después de la crisis financiera de 2008, el Banco Central Europeo, así como la Reserva Federal de EE. UU. y otros bancos centrales, lanzaron una campaña de compra de bonos del Estado (es decir, deuda pública) que poseían los bancos comerciales. 

Esto se conoce como flexibilización cuantitativa, o Quantitative Easing.  Básicamente, se trata de cambiar los títulos de deuda, por una línea de crédito. Como resultado, los bancos se encontraron con muchas líneas de crédito en sus balances. 

Este dinero, sin embargo, no fue en forma de billetes y monedas sólidas, sino electrónico y todo ese dinero sacado de la nada no se terminó prestando a quienes se suponía que debían recibirlo, las empresas y particulares en forma de préstamos e hipotecas. Quizás si en aquel momento hubiese llegado a la economía real, los salarios no se habrían estancado y la carga de la deuda pública y privada no habría crecido tanto como lo ha hecho. 

Quantitive Easing
Fuente: ECD

Entonces, ¿a dónde fue a parar ese dinero? En realidad, una parte fue utilizada por los bancos para comprar activos financieros en los mercados (una de las razones por la cual las valoraciones de las bolsas siguen creciendo sin parar año tras año)  mientras que otra parte se reinvirtió en los bancos centrales… Sí, aunque parezca difícil de creer, parte de ese dinero salido de los bancos centrales para ayudar a los bancos comerciales acabó volviendo a las arcas de esos mismos bancos centrales, con el único fin de generar intereses. 

Para quitarle algo de importancia a las consecuencias que podrían tener las acciones de ‘el profesor’ y su pandilla, planeaban imprimir “sólo” 2.400 millones de euros… ¿Cuánto imprimió el BCE tan sólo tras la crisis financiera de 2008? 3 billones de euros (o lo que es lo mismo, 3.000.000.000.000). Más de 1.000 veces la cantidad a la que aspiraban los ladrones. Todo esto, sin contar la crisis del coronavirus, donde se imprimieron otros casi 3 billones más. 

ECD Balance
Fuente: Bloomberg 

Además, los 2.000 millones de euros robados por el grupo de ‘el profesor’ probablemente no habrían tenido ningún impacto en la economía española. Cuando los bancos imprimen dinero, están obligados a comunicarlo oficialmente. Como el euro está regulado por el BCE, todos los países de la eurozona siguen las mismas políticas monetarias, incluida España. A grandes rasgos, más dinero significa más inflación.  

Como ejemplo, Alemania al final de la Primera Guerra Mundial, que ya venía arrastrando graves problemas económicos tras haber emitido demasiada deuda pública a la población para financiar la guerra, se vio obligada a pagar 132.000 millones de marcos de oro a los aliados como compensación.

Así que empezó a imprimir billetes a toda velocidad pero, dado que el desempleo ya había alcanzado un nivel récord y que la productividad no aumentaba, lo único que se consiguió fue crear un país con hiperinflación, incapaz de devolver la deuda impuesta, salvo en papel moneda devaluado.  

Cuando una economía sigue produciendo el mismo volumen de bienes al tiempo que imprime dinero, se produce la inflación: los precios aumentan porque hay más dinero que de productos y servicios. 

De vuelta a ‘La casa de papel’ (un título muy adecuado para la FNMT), los 2.000 millones de euros que querían imprimir es muy probable que no causasen ninguna inestabilidad económica. Por el contrario, los propios Bancos Centrales, muchas veces, hacen políticas con graves impactos reales en nuestra vida cotidiana. 

El oro y la caída del sistema  

Dado que la última temporada de la serie se ha estrenado recientemente, no queremos revelar demasiados detalles, pero la clave es que ‘el profesor’ busca “desestabilizar el sistema” y, para ello, comienza lanzando 140 millones de billetes de 50 y 100 euros desde el cielo de Madrid. A continuación, pretende robar 90 toneladas de oro de las cámaras acorazadas del Banco de España. 

El argumento de ‘el profesor’ sigue siendo válido en este caso, aunque hay que tener en cuenta que España apenas tiene 280 toneladas de oro en sus reservas y que no es seguro que esos lingotes de oro estén realmente depositados en nuestro país. Es habitual que otros países almacenen nuestras reservas, como hace el Banco de Inglaterra, uno de los custodios de oro más importantes del mundo. 

Reservas de oro en España
Fuente: Statista

El oro ha sido la reserva de valor más importante de la humanidad, y sigue siéndolo tras 2.000 años de historia. Muchos países siguen reforzando sus reservas de oro, en muchas ocasiones, para reducir su dependencia del dólar estadounidense. Es el caso, por ejemplo, de China y Rusia. Otros países acumulan oro para diversificar sus reservas monetarias en previsión de otra crisis, ya que aunque el papel moneda ya no está respaldado por oro, como si lo estaba hace décadas (si, la idea de que podemos cambiar nuestros billetes por oro hace mucho tiempo que es falsa), esta sustancia dorada sigue siendo el valor refugio por excelencia del mundo, debido a su escasez y sus propiedades.

  

'La casa de papel' y el problema del dinero
Fuente: BullionVault 

Pero más allá de los gobiernos, es evidente que el oro goza de una popularidad creciente entre los ciudadanos. En un clima económico tan complejo como el actual, la gente recurre a activos que pueden no generar intereses pero que, sobre todo, no pierden valor, y el oro es una de esas inversiones.  

Un problema de confianza 

Como hemos visto, cuando ‘el profesor’ rompe un billete de 50 euros, gritando: “No es nada ¡Es papel, ya ves! Es papel!”, entramos completamente en el concepto de monedas fiduciarias (FIAT). Estas monedas, nuestros euros, tienen muy poco valor intrínseco (sólo el coste del papel y de la producción) y su valor viene dado únicamente por las autoridades. El valor del euro no está en sí mismo, sino en que las autoridades, en nuestro caos la Unión Europea, proporciona a un billete de 50 euros su función, si valor como signo: puede cambiarse por un bien o un servicio valorado en 50 euros.  

Para que esto funcione, los usuarios deben tener plena confianza en la estabilidad de la entidad: pase lo que pase, mis 50 euros impresos en este trozo de papel valdrán 50 euros. Pero ¿qué ocurre si la institución financiera, el banco central o el gobierno se tambalean? ¿Si la confianza decae? ¿Si el sistema se desestabiliza?  Eso es por lo que nuestro protagonista, el profesor está apostando… 

Dudas y preguntas frecuentes

¿Qué es el dinero Fiat? 

El nombre de Fiat viene del latín, que significa “hágase” o “que así sea”. Esto es porque es un dinero que nace por decreto, por orden de una autoridad que gobierna. Este dinero Fiat existe desde 1970 cuando los países, principalmente EEUU desligó su moneda, el dólar, del oro. Desde entonces el Dinero no tiene un respaldo en oro, es decir, no podemos cambiar nuestros euros por nada.  

¿Qué es el Banco Central Europeo? 

El BCE, o Banco Central Europeo, es la institución encargada de las políticas monetarias en la Zona Euro. La principal función es mantener una estabilidad en los precios y en el sistema financiero en todos los países de la Unión, así como mantener el valor del euro. Es uno de los principales Bancos centrales del Mundo, con la Reserva Federal estadounidense.  

¿Por qué es oro es un valor refugio? 

El Oro ya se utilizaba como dinero en los siglos III y IV a.C, habiendo superado todo tipo de crisis económicas, guerras y cambios sociales. Hay unas características concretas que han hecho del oro un valor refugio y son: su durabilidad, su divisibilidad, su consistencia, su tamaño y sobre todo, su escasez. Todas estas claves hacen del oro la reserva de valor por excelencia y han hecho que siga teniendo valor en nuestros días.  

¿De cuánta utilidad te ha parecido este contenido?

¡Haz clic en una estrella para puntuar!

Promedio de puntuación 5 / 5. Recuento de votos: 1

Hasta ahora, ¡no hay votos!. Sé el primero en puntuar este contenido.

¡Siento que este contenido no te haya sido útil!

¡Déjame mejorar este contenido!

Dime, ¿cómo puedo mejorar este contenido?

Gabriel Rodríguez
Últimas entradas de Gabriel Rodríguez (ver todo)