Google search console Saltar al contenido

Aprende a calcular cuál es la hipoteca máxima según tu sueldo

hipoteca máxima según sueldo

Los préstamos hipotecarios son la mejor forma de adquirir una vivienda propia cuando no cuentas con los recursos para comprarla de contado. Hoy en día las entidades financieras ofrecen préstamos con una cobertura de hasta el ochenta por ciento del valor del inmueble, pero para elegir la vivienda adecuada que se adapta a nuestras posibilidades, es necesario saber qué cantidad de dinero nos concedería el banco de acuerdo a nuestros ingresos.

Conocer la hipoteca máxima según tu sueldo te ayuda a tener una idea clara de a qué tipo de inmueble puedes optar como comprador. Haciendo este cálculo, los bancos se aseguran de comprometer a sus clientes sólo en la medida de sus capacidades, para así aumentar las probabilidades de recuperar el préstamo. Para los clientes, este tipo de estimaciones es fundamental a la hora de contratar un crédito que no termine por descapitalizarnos, pues durante su vigencia, deberemos seguir cumpliendo con nuestros gastos de sustento.

En este artículo explicaremos la forma en que se debe calcular el monto máximo a conceder por concepto de hipoteca, todo esto tomando en cuenta el sueldo y demás ingresos de los posibles adquirientes.

¿Cuál es la hipoteca máxima según el sueldo?

Habrás escuchado decir más de una vez que el monto máximo que el banco puede conceder para tu hipoteca siempre va a depender de tu sueldo. Esto se debe a que este tipo de préstamo se calcula de acuerdo a la denominada capacidad de endeudamiento que tiene la persona. Llamamos capacidad de endeudamiento al porcentaje de ingresos que un sujeto puede reservar para pagar sus deudas.

De manera que el monto máximo no será el mismo para todas las personas, sino que va a depender de los ingresos que el cliente sea capaz de demostrar anualmente. En este sentido, los expertos recomiendan que los préstamos hipotecarios no excedan el 35% de los ingresos netos mensuales (esto luego de la deducción de impuestos). De esta manera nos aseguramos de conservar los recursos necesarios para garantizar las necesidades básicas tales como comida, vestimenta, ahorro y entretenimiento.

Pasos para calcular tu hipoteca máxima

En este sentido, para calcular la hipoteca máxima según tu sueldo te aconsejamos seguir los siguientes pasos:

  1. En primer lugar, cotiza la hipoteca del inmueble que te interesa y averigua cuáles serían las cuotas a pagar mensualmente. Para esto, las entidades bancarias suelen tener simuladores digitales disponibles en sus páginas web. Donde sólo tienes que ingresar ciertos datos específicos, y el sistema te arrojará un promedio del monto a pagar por concepto de cuotas mensuales.
  2. Posteriormente, calcula el valor total de tus ingresos mensuales. Recuerda antes restar las deducciones por impuestos.
  3. Verifica que la cuota mensual a pagar por concepto de préstamo hipotecario no exceda el 35% recomendado.
  4. Constata que con el 65% restante eres capaz de cubrir tus necesidades básicas y demás obligaciones pendientes.

¿Cuál es el sueldo mínimo para pedir un préstamo hipotecario?

El sueldo mínimo para solicitar un préstamo hipotecario va a depender del inmueble que pretendas comprar, así como también del monto que ofrece el banco como cuotas mensuales. Una vez que obtienes estos datos deberás comparar qué porcentaje de tu sueldo destinarías al pago mensual. Siendo entonces el mínimo, un sueldo que en su 35% cubra el pago de la mensualidad del préstamo.

Un importante dato que debes tener en cuenta al momento de calcular este límite mínimo es que las entidades financieras te permiten combinar los ingresos de dos titulares. De manera que puedes calcular ese 35% combinando tu sueldo con el de tu cónyuge y así aumentar las posibilidades de cumplir con este requisito.

Otro referente que se usa al calcular el sueldo mínimo para acceder a un préstamo hipotecario, es el valor de la vivienda en relación con los ingresos anuales del titular. La regla general es que el valor total de la casa no debe multiplicar más de cuatro años de ingresos de los titulares. De manera que, por ejemplo, una pareja que ostenta ingresos de 50.000 euros anuales, sólo puede solicitar una hipoteca de hasta 200.000 euros.

De igual forma, otro elemento que influye en la cuota a pagar y que es importante tener en cuenta es el tiempo estimado para completar las amortizaciones. Recuerda que mientras más largo sea el plazo para pagar el préstamo, menor será el monto a pagar por concepto de cuota mensual.

¿Qué porcentaje del valor del piso es cubierto por el banco?

Dependiendo del banco y las condiciones de crédito que éste ofrezca, la cobertura para la compra de tu vivienda puede oscilar entre el 60 y el 80% del valor resultante en la tasación del inmueble. Esto significa que antes de solicitar el crédito deberás tener ahorros de al menos el 20% del valor de la casa. Por ejemplo, si buscas un piso de 100.000 euros, es necesario que ahorres 20.000 euros para pagar al banco como entrada.

¿Cuáles son los requisitos para pedir un préstamo hipotecario?

A continuación enumeraremos los requisitos con los que deberás cumplir para solicitar un préstamo hipotecario:

  1. Ahorros. Como hemos mencionado antes, los bancos no cubren la totalidad del valor del inmueble. Por lo que es necesario cumplir con el pago de un porcentaje como entrada, el cual puede oscilar entre el 20 y el 40% del valor de la tasación. Para ilustrarlo con un ejemplo práctico supongamos que tienes unos ingresos mensuales de mil euros. La vivienda a la que puedes optar no debe superar los 125.000 euros, de esta forma, deberás pagar una cuota mensual de 340,96 euros (no supera el 35% de tu sueldo) y deberás pagar una entrada de 43,750 euros (asumiendo que el banco cubre el 80% del valor total del inmueble).
  2. Ingresos suficientes. Para aumentar las probabilidades de que tu préstamo sea aprobado, es necesario que compruebes ante la entidad financiera, mediante tus estados de cuenta, que posees ingresos mensuales suficientes para cubrir el pago de las cuotas sin que esto genere un detrimento de más del 35% de tu sueldo. Si planeas adquirir el préstamo conjuntamente con alguien más como tu cónyuge, deberás comprobar también sus ingresos regulares y sumarlos al cálculo del porcentaje.
  3. Empleo estable. Deberás demostrar que posees un empleo estable que te provee de ingresos regulares.
  4. Historial crediticio. Otro de los requisitos que verificará el banco es el historial crediticio de los posibles adquirientes, de manera que deberás demostrar ante la entidad financiera que no posees deudas pendientes ni ningún tipo de estado de insolvencia con ningún otro acreedor.

¿Cuáles son los gastos asociados a la compra de una vivienda?

Además del porcentaje que deberás pagar como entrada, recomendamos que tomes también en cuenta los gastos propios a la tramitación de la compraventa de la vivienda, los cuales pueden oscilar entre el 8 y el 15% dependiendo del tipo de inmueble. Se trata de un porcentaje importante que la mayoría de las personas suelen pasar por alto.

Estos gastos están conformados por el coste de los trámites llevados en notaría y registro, así como también el pago por conceptos de gestoría, y por supuesto, el pago de los impuestos correspondientes. Todos estos gastos son importantes a la hora de hacer el cálculo puesto que en el momento de iniciar el proceso de compraventa, si no cuentas con los recursos para costear estos precios, corres el riesgo de alargar el proceso más de la cuenta.

Recomendaciones para elegir tu hipoteca

A continuación resumiremos los consejos más relevantes que deberás seguir para elegir la hipoteca correcta:

Un plazo más largo. Si no posees grandes ingresos mensuales y te cuesta encuadrar la cuota dentro del 35% permitido, te recomendamos que negocies con el banco un plazo de amortización más largo. Esto hará que las cuotas mensuales bajen porcentualmente, eso sí, debes estar consciente de que un plazo más largo supone un compromiso de hasta veinte años. Para esto también se considerará la edad del titular, puesto que mientras más años de edad tengas menos probabilidades hay de que te concedan un plazo de amortización más largo.

Más de un titular. Si tus ingresos no son suficientes para cubrir la mensualidad de la casa que quieres, es buena idea que consideres contratar la hipoteca conjuntamente con alguien más. En estos casos lo más común es que ambos miembros de la pareja combinen sus ingresos para acceder a mayores límites de crédito. En este caso mantén en mente que ambos titulares son solidariamente responsables de la totalidad de la deuda, es decir, si por alguna razón alguno de los titulares dejare de cumplir con el pago, el otro titular deberá asumir la obligación al cien por ciento.

Contratar un préstamo hipotecario es, a menudo, uno de los compromisos legales y financieros más importantes en la vida de una persona. Generalmente se trata de deudas que pueden perdurar hasta dos décadas. Por ende, es necesario que te tomes muy en serio el análisis previo que amerita la elección inteligente de la hipoteca adecuada.

Quizá te interese:

¿De cuánta utilidad te ha parecido este contenido?

¡Haz clic en una estrella para puntuar!

Promedio de puntuación 5 / 5. Recuento de votos: 1

Hasta ahora, ¡no hay votos!. Sé el primero en puntuar este contenido.

¡Siento que este contenido no te haya sido útil!

¡Déjame mejorar este contenido!

Dime, ¿cómo puedo mejorar este contenido?