Saltar al contenido

Las consecuencias de la compra de Twitter por Elon Musk

musk compra twitter

La inversión del CEO de Tesla podría cambiar el futuro de la red social

Elon Musk, el consejero delegado (CEO) de Tesla, ha adquirido una participación del 9,2% del capital de la red social Twitter, convirtiéndose en el mayor accionista de la compañía. Esta compra ha supuesto un desembolso de casi 3.000 millones de dólares, en 73 millones de acciones.

Elon Musk ha sido durante mucho tiempo uno de los usuarios más destacados de Twitter. De hecho, esta red social se convirtió en la única en la que estaba presente y compartía noticias, tanto de su vida personal como de su actividad empresarial, además de su opinión y todo tipo de memes. Elon Musk ha representado la forma tradicional de utilizar esta red social, y tal como el fundador, Jack Dorsey, pensaba que todos los usuarios debían hacerlo.

Ahora, además de ser un usuario popular de Twitter, el CEO de Tesla y SpaceX se ha convertido también en el mayor accionista de la red social. Musk ha adquirido una participación realmente importante en Twitter, según los registros de la Comisión de Valores de Estados Unidos (SEC). La compra publicada en un informe de la SEC esta semana de 73.486.938 acciones de la empresa, supone el 9,2% de las acciones de la empresa. Más que cualquier otro inversor institucional (Vanguard) y que el propio fundador de la empresa (Jack Dorsey).

La compra efectiva de las acciones se produjo el 14 de marzo y la participación está valorada en casi 3.000 millones de dólares (2750 millones de euros). La noticia de esta gran inversión del magnate afincado en Texas hizo que las acciones de Twitter se dispararan alrededor de un 25% en tan solo un día.

Twitter y Elon Musk, una historia con polémica

Hace menos de dos semanas, Musk planteó la cuestión de si Twitter respetaba rigurosamente la “libertad de expresión” como parte de una “democracia funcional”. Para ello, realizó una encuesta entre sus más de 80 millones de seguidores y les pidió que tuvieran cuidado al responder a la cuestión planteada, ya que los resultados de la votación tendrán consecuencias. “La libertad de expresión es esencial para que una democracia funcione. ¿Crees que Twitter respeta rigurosamente este principio?”, preguntó a sus seguidores. En la encuesta participaron más de 2 millones de cuentas, de las cuales aproximadamente el 70% creía que Twitter no respetaba este principio de forma rigurosa.

Musk es desde hace tiempo uno de los usuarios más populares y prolíficos de Twitter. Utiliza con frecuencia la plataforma para mantener informados a sus más de 80 millones de seguidores sobre nuevos productos en desarrollo en sus empresas, como los nuevos lanzamientos de cohetes con Space X,  las mejoras en los sistemas de Inteligencia Artificial de Tesla o simplemente para hablar sobre la criptomoneda meme, el Dogecoin.

Sin embargo también este uso intenso de Twitter le ha causado algunos problemas. Como ejemplo, la Comisión del Mercado de Valores de Estados Unidos (SEC) demandó a Musk por fraude en septiembre de 2018, alegando que había engañado a los inversores con un tuit en el que afirmaba que se había conseguido financiación para sacar a Tesla de bolsa a 420 dólares por acción. (el numero 420 es una broma recurrente de Musk ya que hace referencia al 20 de abril, una fiesta de la cultura del cannabis). 

La disputa con la SEC se resolvió cuando Musk y Tesla pagaron cada uno una multa de 20 millones de dólares y Musk aceptó dejar la presidencia de Tesla. Aunque pueda parecer una multa importante, no olvidemos que Elon Musk es la persona más rica del mundo, según Forbes, con un patrimonio estimado de alrededor de 300.000 millones de dólares. En segundo lugar, el fundador de Amazon Jeff Bezos cuenta con un patrimonio estimado de 200.000 millones de dólares.

La compra de Twitter por parte de Elon Musk

La fecha de la compra efectiva de 3.000 millones de dólares en acciones es el 14 de marzo, según los informes de la SEC. Aún no está claro cuales fueron los motivos que han llevado al multimillonario a convertirse en el mayor accionista de Twitter. Sin embargo, ya el pasado mes de diciembre, publicó un meme sobre la reciente transición en los órganos de dirección de la compañía, estableciendo un paralelismo con la Unión Soviética, además de plantear muchas cuestiones sobre la falta de libertad de expresión en las redes sociales. El fundador y CEO de Twitter, Jack Dorsey, dimitió de forma inesperada el pasado mes de noviembre y cedió el testigo a Parag Agrawal, un ejecutivo con una larga trayectoria dentro de la empresa.

El tema de la moderación y las restricciones de contenido, que ha irritado a Twitter y a otras empresas de redes sociales en los últimos años, parece ser una consideración para Musk. La encuesta que realizó una encuesta entre sus 80 millones de seguidores de Twitter, preguntándoles si creían que la empresa apoyaba la libertad de expresión o no , hizo plantearse al multimillonario la posibilidad de crear su propia plataforma.

Por el momento la compra de esta gran participación en Twitter parece ser pasiva, y tan solo es el punto de comienzo de conversaciones más amplias con la junta directiva de la compañía. Pero quizás en el futuro podamos ir viendo como Elon Musk se va implicando en mayor medida en los entresijos de la red social, tomando una participación y un papel más agresivo en la gestión de Twitter.

La actual dirección de Twitter, con Parag Agrawal al mando, ha establecido importantes objetivos de crecimiento. Twitter ha proyectado que alcanzará los 7.500 millones de dólares de ingresos al año y superará los 315 millones de usuarios a finales de 2023. Con la compra de Elon Musk las acciones de Twitter cerraron por encima de los 50 dólares por título, su nivel más alto desde el pasado mes de noviembre. El volumen de operaciones fue más de 10 veces superior a la media diaria, lo que da una imagen de la gran expectación que ha generado esta noticia en los mercados financieros.

Las consecuencias de la compra de Twitter por Elon Musk

Las consecuencias para las criptomonedas de la compra de Twitter por Elon Musk

Cada vez que Elon Musk hace algo en Twitter el mercado se tambalea. Y con las criptomonedas no ha sido diferente. Tan solo escribir “Bitcoin” en su biografía ha hecho en el pasado que la criptomoneda más valiosa del mundo se moviese de forma precipitada, subiendo más de un 25% en tan solo unos pocos días. Además, Elon Musk quiso incluir Bitcoin en la tesorería de Tesla, su principal empresa, suponiendo un espaldarazo para la invención de Satoshi Nakamoto desde una de las organizaciones más poderosas del mundo.

Pero más allá del propio Bitcoin, Elon Musk ha sido un defensor de una criptomoneda tan polémica como el Dogecoin. Algo así como una broma convertida en todo un fenómeno de masas en redes sociales y foros de todo el mundo. La noticia de la compra de Twitter ha supuesto no solo que las propias acciones de la red social se dispararan ,sino que también Dogecoin se ha acercado a sus niveles máximos de los últimos tres meses.

¿Podría ayudar esta inversión del magnate estadounidense al desarrollo futuro de las criptomonedas u otras iniciativas criptográficas? ¿Podría llegar el día en que Twitter aceptase este dinero nativo de internet dentro de su plataforma de forma masiva? Una posible hipótesis sería que cada vez más fuéramos viendo nuevas formulas para fomentar la participación vía criptomonedas en plataformas de uso cotidiano, como Twitter.

Hasta el momento, Twitter ya había estado explorando las posibilidades de nuevas herramientas basadas en blockchain, como los NFT’s o Non Fungible Tokens. Hace tan solo unos meses Twitter puso en orbita un servicio de avatares NFT para los suscriptores de pago de Twitter Blue, algo que por su parte fue duramente criticado por el ahora máximo accionista de la compañía.

Realmente las criptomonedas ya se utilizan en Twitter, aunque aun en funciones limitadas, por ejemplo en las propinas y donaciones. A finales del año 2021 la red social implemento una función para recibir pequeños pagos, denominado “Tipping Jar” donde se habilitaron las donaciones en criptomonedas como Ether (ETH) o Bitcoin (BTC). Entre las criticas al mal uso de las criptomonedas en Twitter, uno de los mayores defensores de Bitcoin, Michael Saylor animó a Elon Musk a desarrollar una solución para las estafas con criptomonedas que se llevan a cabo dentro de la plataforma utilizado nuevas fórmulas que integren de una forma mucho mas profunda este dinero nativo de internet en la red social de “microblogging”.

Tras la compra de una buena parte de Twitter, es probable que veamos como la red social comienza a transformase hacia un nuevo foro con nuevas características y reglas de actuación, y además, sabiendo que tanto Elon Musk como el fundador y un gran accionista de la empresa, Jack Dorsey, son grandes defensores de las criptomonedas, el nuevo Twitter tendrá mucho más que ver con el blockchain y Bitcoin de lo que lo ha hecho ninguna red social en la historia.

¿De cuánta utilidad te ha parecido este contenido?

¡Haz clic en una estrella para puntuar!

Promedio de puntuación 0 / 5. Recuento de votos: 0

Hasta ahora, ¡no hay votos!. Sé el primero en puntuar este contenido.

¡Siento que este contenido no te haya sido útil!

¡Déjame mejorar este contenido!

Dime, ¿cómo puedo mejorar este contenido?

Ana Vicente
Sígueme